Los opuestos


Paul Dirac predijo en 1928 la existencia de una serie de partículas que no se regían por las leyes de la materia, sino que eran contrarias a ellas; surgía pues, de forma teórica, la existencia de la antimateria. Tesis que sería finalmente confirmada en el año 1965, cuando en el acelerador de partículas del CERN se logró crear un antideuterión. A raíz de este evento, de la confrontación por vez primera de ambas naturalezas se pudo extraer la siguiente consideración: El contacto entre materia y antimateria supone su aniquilación mutua, esto no significa la destrucción sino una transformación.

Al igual que los artífices del anterior descubrimiento, Antonino Zichichi y Leon Lederman, nos disponemos a convertir este número de Bartlebooth en un laboratorio. Un campo de pruebas donde se ponga bajo el microscopio esta dualidad indisoluble de todo lo que nos rodea. Todo objeto, todo concepto, tiene su némesis, su vaciado, su antimateria, su objeto. Sin embargo, no nos interesa constatar este hecho, sino observar que surge de la confrontación de ambos opuestos, de esa aniquilación mutua que se daba en el acelerador de partículas del CERN.  ¿Será capaz de producir nuevos conceptos? Esa oposición, suma inmediata de conceptos, ¿permitirá obtener una nueva lectura de los mismos?

Colaboraciones de Fala Atelier , H. Darger y E. Johns , Flu.o, Joaquín García Vicente,  Concep ción García,  Julio C. Pérez, Helena Rovira, Miguel Noguera, Simone Maestra, César Losada, Jorge Meijide, Fernando Castro, Pedro Pitarch, Fernando Agrasar, Juan Creus , Tamara Feijoo y Pedro Bandeir.




︎               ︎               ︎